Pedicure

El tratamiento de Pedicure es similar al de manicura, pero se enfoca en el cuidado y embellecimiento de las uñas de los pies. Su proceso consiste en:

  1. Remojo: El primer paso consiste en remojar los pies en agua tibia con sales o aceites esenciales para suavizar la piel y las cutículas.
  2. Exfoliación: Se utiliza un exfoliante específico para pies para eliminar las células muertas y suavizar la piel áspera, especialmente en los talones y las áreas más secas.
  3. Recorte y limado de uñas: Las uñas de los pies se recortan y se les da forma utilizando un cortauñas y una lima, evitando cortar demasiado cerca de la piel para prevenir lesiones.
  4. Eliminación de durezas y callosidades: Se utilizan herramientas especiales o piedra pómez para eliminar las durezas y callosidades en los pies, dejando la piel más suave.
  5. Hidratación y masaje: Se aplica una crema hidratante en los pies y se realiza un masaje relajante para estimular la circulación sanguínea y aliviar la tensión muscular.
  6. Esmaltado (opcional): Si se desea, se puede aplicar una base, esmalte de color y top coat en las uñas de los pies para embellecerlas.

Beneficios de la Pedicure:

  • Mejora la apariencia
  • Promueve la salud de los pies
  • Alivio del estrés y relajación
  • Mejora la comodidad
  • Bienestar general

Recuerda que la pedicura debe realizarse de manera higiénica y segura, utilizando herramientas limpias y esterilizadas para evitar infecciones o contagios.

¡Te invitamos a nuestro centro!

AGENDA TU CITA

Scroll al inicio